Revista leer
Edición impresa

#leer298: exilios y errancias

Las maletas de Genet, los poemas inéditos de Hilda Stern, Zenobia Camprubí, la pasión literaria por el medievo, treinta años de la Colección Feminismos y mucho más, en el número 298 de LEER.

1.IMEC_valise_ouverte_Jean_GenetArchives Jean Genet / IMEC. ©Michael Quemener

En octu­bre de 1941, una joven judía ale­mana de ape­nas 17 años, Hilda Stern, fue dete­nida junto a su fami­lia en su pue­blo natal de Hesse y tras­la­dada al gueto de Lodz, en Polo­nia. Tres años des­pués, con la amar­gura de haber visto morir a sus padres en el gueto, fue depor­tada a Aus­ch­witz. En vís­pe­ras de la libe­ra­ción pasó por otros dos cam­pos nazis, y por un par de cen­tros de aco­gida para des­pla­za­dos en Aus­tria antes de tomar en 1946 un barco rumbo a Nueva York para empe­zar una nueva vida en Esta­dos Uni­dos. Tras la muerte de Stern en Bal­ti­more, en 1997, su viudo encon­tró en un cajón siete cua­der­nos esco­la­res con más de un cen­te­nar de poe­mas y tex­tos en prosa escri­tos por Hilda durante ese lus­tro de per­se­cu­ción. En cin­cuenta años su esposa nunca le había hablado de ellos. Publi­ca­dos en 2003 y tra­du­ci­dos al inglés en 2008, LEER ofrece por pri­mera vez en espa­ñol los poe­mas de Hilda Stern. El jurista, escri­tor y aca­dé­mico Anto­nio Pau, autor del reciente y exi­toso Here­jes publi­cado por Trotta, pre­senta y tra­duce una selec­ción de trece pie­zas, una des­lum­brante cata en la breve pro­duc­ción de esta «poeta de la mise­ria y de la espe­ranza» que des­pués de aque­llo nunca más vol­vió a escri­bir.

Cuando Juan Ramón Jimé­nez y Zeno­bia Cam­prubí aban­do­na­ron Madrid en el verano de 1936, deja­ron abier­tos su casa y un hogar de aco­gida que habían esta­ble­cido para niños huér­fa­nos. El poeta y su esposa no sos­pe­cha­ban enton­ces que sólo vol­ve­rían a España para ser ente­rra­dos. Les espe­ra­ban dos dece­nios de exi­lio. La mujer ilus­trada y cos­mo­po­lita que era Zeno­bia, acos­tum­brada desde su infan­cia a mudan­zas y via­jes trans­atlán­ti­cos entre Esta­dos Uni­dos, Puerto Rico y España, fue vital para que el depre­sivo Juan Ramón sobre­lle­vara la amar­gura del des­tie­rro; pero no como mera com­parsa asis­ten­cial. La reciente bio­gra­fía de Emi­lia Cor­tés brinda la oca­sión de reivin­di­car a una mujer oscu­re­cida por el estre­cho pater­na­lismo lite­ra­rio y los malen­ten­di­dos sur­gi­dos a la inmensa som­bra del nobel español.

La vida de Jean Genet, sin embargo, fue erra­bunda por elec­ción. Siem­pre de acá para allá, las dos male­tas que solía lle­var y que entregó dos sema­nas antes de morir son un impa­ga­ble regis­tro arqueo­ló­gico de la tras­tienda de la vida y la escri­tura hete­ro­doxa de su pro­pie­ta­rio. Objeto de una expo­si­ción y de un libro, esas vali­jas vin­cu­lan tres de las prin­ci­pa­les his­to­rias, de via­jes for­za­dos o des­arraigo voca­cio­nal, del número 298 de LEER.

Portada_LEER_298_b

El medievo abarca mil eda­des, un río de diez siglos en el que se ahoga la Anti­güe­dad y emerge el Rena­ci­miento. ¿Por qué fas­cina a nove­lis­tas y lec­to­res? La natu­ra­leza del mundo y del ser humano pare­cían más lumi­no­sas en esa pre­sunta edad oscura. Así lo enten­día el medie­va­lismo deci­mo­nó­nico, pero tam­bién el pos­mo­derno. Tal vez su ambi­va­len­cia expli­que su vigen­cia. Del fan­tasy a Ken FollettÁlvaro Ber­mejo se apro­xima a este fenó­meno viejo en per­ma­nente actua­li­za­ción con un pene­trante artículo, com­ple­men­tado con la reseña de Ángel Vivas de Aqui­ta­nia, último Pre­mio Pla­neta que con­firma la apuesta segura de la lite­ra­tura de temá­tica medieval.

Pre­ci­sa­mente con el máximo res­pon­sa­ble del nego­cio del libro de Pla­neta, Jesús Bade­nes, ha con­ver­sado LEER recien­te­mente. A base de tra­bajo y deci­sio­nes afor­tu­na­das, el gran grupo edi­to­rial espa­ñol salió airoso de la coyun­tura pan­dé­mica de 2020. El balance y diag­nós­tico del año y del sec­tor por parte de Bade­nes, uno de los pro­fe­sio­na­les del sec­tor más lúci­dos y expe­ri­men­ta­dos de España, ofrece cla­ves impor­tan­tes del por­ve­nir del nego­cio del libro.

De los núme­ros del libro a su pura letra. El más­ter de Edi­ción de la Uni­ver­si­dad Pom­peu Fabra cum­ple 25 años. Su fun­da­dor y direc­tor, Javier Apa­ri­cio May­deu, está de enho­ra­buena, y no sólo por esta sin­gu­lar y feliz aven­tura aca­dé­mica. Cate­drá­tico de lite­ra­tura, crí­tico audaz y autor de los ensa­yos pene­tran­tes e insó­li­tos sobre lite­ra­tura y crea­ción artís­tica que con­for­man la tetra­lo­gía El artista en sus labe­rin­tos, pre­senta una nueva edi­ción revi­sada y ampliada de uno de ellos, Lec­tu­ras de fic­ción con­tem­po­rá­nea. De Kafka a Ishi­guro (Cáte­dra), colec­ción de crí­ti­cas y artícu­los com­bi­na­dos y orga­ni­za­dos hasta con­for­mar un autén­tico manual para lec­to­res exi­gen­tes. Borja Mar­tí­nez ha con­ver­sado con él sobre pasado, pre­sente y futuro de la fic­ción, que a decir de Apa­ri­cio «pasa por con­fun­dirse defi­ni­ti­va­mente con la realidad».

Otro aniver­sa­rio, el tri­gé­simo de la Colec­ción Femi­nis­mos de Cáte­dra, pro­pi­cia un diá­logo con la direc­tora de la colec­ción, Ali­cia H. Puleo, edi­tora asi­mismo del volu­men con­me­mo­ra­tivo Ser femi­nis­tas, y Marta Madruga, autora de uno de los últi­mos títu­los de la colec­ción, Femi­nismo e Ilus­tra­ción, dedi­cado al influ­yente semi­na­rio creado a fina­les de los 80 por la filó­sofa Celia Amo­rós. Puleo y Madruga con­ver­san para LEER sobre Amo­rós, su impronta inte­lec­tual y los actua­les desa­fíos que afronta un movi­miento femi­nista basado en la razón frente a los nue­vos acti­vis­mos y acu­sa­cio­nes de transfobia.

A la razón apela Caye­tana Álva­rez de Toledo en su lla­ma­miento a los «pro­gre­sis­tas ilus­tra­dos» para opo­nerse a la «deriva sen­ti­men­tal, gagá, vic­ti­mista, colec­ti­vista, con­flic­tiva y pen­den­ciera de la izquierda mains­tream de ahora». Fer­nando Pal­mero trae a su sec­ción Los que no hici­mos la Tran­si­ción a la dipu­tada por Bar­ce­lona y ex por­ta­voz par­la­men­ta­ria del PP, doc­tora en His­to­ria por Oxford cuyo tra­bajo aca­dé­mico con his­pa­nis­tas como John Elliott le ha per­mi­tido pro­fun­di­zar en las raí­ces his­tó­ri­cas del debate sobre la uni­dad de España. A par­tir de sus lec­tu­ras e inves­ti­ga­cio­nes sobre Juan de Pala­fox, Álva­rez de Toledo man­tiene la con­vic­ción de que «España ha sido pio­nera en el gran debate de la moder­ni­dad: cómo con­se­guir que con­glo­me­ra­dos diver­sos fun­cio­nen con estruc­tu­ras y obje­ti­vos comu­nes», y que «el modelo de 1978, la bús­queda del equi­li­brio entre uni­dad y diver­si­dad», es la cul­mi­na­ción feliz de esta expe­rien­cia histórica.

La relec­tura de Ale­jan­dro Dumas, la sin­cera reivin­di­ca­ción de Ian Fle­ming a cargo de Luis Alberto de Cuenca, las sec­cio­nes habi­tua­les, más entre­vis­tas, rese­ñas y otros con­te­ni­dos com­ple­tan un número de LEER, como siem­pre, como nunca, diverso y plu­ral.