Revista leer
Algunos Buenos Libros

Algunos buenos libros (xi)

El debut de una veterana, un manual de experiencias filosóficas, una filosofía del gusto y una historia cultural con Ferlosio de por medio.

caillebotte'Joven en su ventana', Gustave Caillebotte (fragmento).

En 2018, Chris­tina Rosen­vinge reci­bió el Pre­mio Nacio­nal de Músi­cas Actua­les. Diez años antes había fac­tu­rado Tu labio supe­rior, su mejor disco hasta la fecha, pieza de madu­rez a la que lle­gaba la artista tras atra­ve­sar suce­si­va­mente por las face­tas de piz­pi­reta pre­sen­cia pop –cuando Álex y Chris­tina–, can­tau­tora fol­kie y diva indie. En cele­bra­ción del pre­mio y del aniver­sa­rio se empezó a con­ce­bir este libro que ahora apa­rece, y que Rosen­vinge dedica a su «amado edi­tor», triste, recien­te­mente falle­cido, Clau­dio López Lama­drid. Debut cuenta con los opor­tu­nos ade­re­zos que ahora mismo parece que tiene que tener todo libro pop para ven­derse bien: sólida con­fec­ción, tapa dura durí­sima, cinta de regis­tro, ilus­tra­cio­nes (a cargo de Lidia Toga) y cua­tri­cro­mía a ratos. Pero este libro no hubiera pre­ci­sado de manie­rismo alguno, más allá, si se quiere, de la pre­ciosa foto de por­tada de Pablo Zamora –la autora, su piano de pared y la buena luz que entra por una buena ven­tana de Madrid–. A veces los mejo­res arre­glos son los más sen­ci­llos, y este es un libro que quizá gana­ría des­nudo. A la fran­cesa; a la Blan­che. Cua­der­nos y can­cio­nes, reza el sub­tí­tulo, y es muy pre­ciso. Por­que son los can­cio­ne­ros de sus dis­cos pos­te­rio­res a su sepa­ra­ción de Álex de la Nuez pre­ce­di­dos de sen­dos tex­tos que son con­texto. Tirando del hilo de las can­cio­nes recuerda los momen­tos de su ges­ta­ción, el pro­ceso de gra­ba­ción y en qué andaba enton­ces, y con quién, y si era en Madrid, en Nueva York o en Gijón. Y ayu­dada de algu­nos cua­der­nos de enton­ces ha con­fec­cio­nado unas pie­zas sen­ci­llas, hones­tas y bri­llan­tes, sin énfa­sis ni sobre­ac­tua­cio­nes, que son la auto­bio­gra­fía per­so­nal y musi­cal de una autora exce­lente. Una revelación.

ERH35649

DEBUT
Chris­tina Rosen­vinge
Lite­ra­tura Ran­dom House

 

«Filo­so­fía de la expe­rien­cia de la vida»: ir de las pasio­nes, de las apti­tu­des, de las carac­te­rís­ti­cas y cua­li­da­des huma­nas al meo­llo de nues­tra exis­ten­cia. Es un poco el pro­pó­sito de Pablo Redondo y Sebas­tián Sal­gado con este libro que es el cuarto en común de estos dos doc­to­res en Filo­so­fía. Des­pués de Una his­to­ria de la filo­so­fía para la vida coti­diana (2012), Pen­sar (en) imá­ge­nes: Filo­so­fía de la publi­ci­dad y La isla de la ver­dad y otras metá­fo­ras en filo­so­fía (2017), reapa­re­cen con este En el cora­zón de la exis­ten­cia, donde han ais­lado sen­ti­mien­tos, razo­nes, par­ti­cu­la­ri­da­des que carac­te­ri­zan la expe­rien­cia humana y refle­xio­nan sobre ellos. Comien­zan sig­ni­fi­ca­ti­va­mente con la ver­güenza, signo de la excen­tri­ci­dad del ser humano res­pecto al resto de seres vivos, que se mani­fiesta cuando somos cons­cien­tes de nues­tra con­di­ción ani­mal y de nues­tras limi­ta­cio­nes. Y así con­ti­núan con el len­guaje, un don deci­sivo pero pro­ble­má­tico, y el efecto tera­péu­tico de la con­ver­sa­ción; el abu­rri­miento como abismo a escala de la futi­li­dad o aci­cate para mejo­rar la expe­rien­cia humana; la ima­gi­na­ción como ins­tru­mento de apro­xi­ma­ción y de ale­ja­miento de la reali­dad, de con­cien­cia y de con­suelo; el poten­cial posi­tivo de una idea tra­di­cio­nal­mente nega­tiva como el des­arraigo; o la nueva dua­li­dad del cuerpo, que ya no es res­pecto al alma sino con­tra el cuerpo ideal de la era de la ima­gen, los gim­na­sios y la eterna juven­tud. Y así des­fi­lan la volun­tad, la iden­ti­dad, la con­cien­cia del tiempo, la per­cep­ción del pai­saje, la melan­co­lía, la inti­mi­dad y la risa. O el asom­bro, para repa­rar en que una sobre­ex­ci­ta­ción del mismo, como anti­cipó Des­car­tes, puede ino­cu­lar­nos el virus de la nove­dad y hoy más que nunca impe­dir­nos pro­fun­di­zar en nada. Un pequeño manual de filo­so­fía a par­tir de lo coti­diano que se expande gra­cias al sin­fín de refe­ren­cias de auto­res clá­si­cos y contemporáneos.

existencia_Cubierta_uno

EN EL CORAZÓN DE LA EXISTENCIA
Pablo Redondo y Sebas­tián Sal­gado
El Desvelo

 

No está entre los cita­dos por Redondo y Sal­gado, aun­que podría estarlo, Edmund Burke con esta Inda­ga­ción que aun­que ensom­bre­cida en la tra­yec­to­ria del pen­sa­dor bri­tá­nico por su pieza más influ­yente, Refle­xio­nes sobre la Revo­lu­ción en Fran­cia, con­tri­buyó de manera deci­siva a fun­dar el pen­sa­miento esté­tico moderno y que acaba de recu­pe­rar Tec­nos en la colec­ción Neo­me­tró­po­lis diri­gida por José Jimé­nez con agudo estu­dio pre­li­mi­nar de Pablo Oyar­zún. Que aque­llo de que sobre gus­tos no hay nada escrito es una ton­te­ría ya lo sabía­mos, pero bas­ta­ría con poner sobre la mesa este ensayo de Burke para reti­rar para siem­pre de la cir­cu­la­ción este popu­lar desa­tino. Burke trata pre­ci­sa­mente de refu­tar la incer­ti­dum­bre del gusto y cate­go­ri­zar lo que parece inapren­si­ble: las cua­li­da­des sen­si­bles de las cosas y el efecto que cau­san. Par­tiendo de una refle­xión muy per­so­nal sobre las pasio­nes y una explo­ra­ción pre­cisa de las pro­pie­da­des de las cosas que exci­tan esas pasio­nes surge una teo­ría que se sus­tenta sobre la deli­mi­ta­ción de lo sublime y lo bello en fun­ción, res­pec­ti­va­mente, de la indi­vi­dua­li­dad y la socia­bi­li­dad, yendo más allá del pla­cer y el dolor como ideas sim­ples e inter­de­pen­dien­tes. «Todo lo que resulta ade­cuado para exci­tar las ideas de dolor y peli­gro, es decir, todo lo que es de algún modo terri­ble, o se rela­ciona con obje­tos terri­bles, o actúa de manera análoga al terror, es una fuente de los sublime; esto es, pro­duce la emo­ción más fuerte que la mente es capaz de sen­tir. Digo la emo­ción más fuerte por­que estoy con­ven­cido de que las ideas de dolor son mucho más pode­ro­sas que aque­llas que pro­ce­den del pla­cer». Y de la com­ple­ji­dad de su aná­li­sis sur­gi­rán pro­ba­ble­mente los sofis­ti­ca­dos y ambi­va­len­tes pla­ce­res y arte­fac­tos artís­ti­cos del mundo contemporáneo.

978843097632

INDAGACIÓN FILOSÓFICA SOBRE EL ORIGEN DE NUESTRAS IDEAS DE LO SUBLIME Y DE LO BELLO
Edmund Burke
Tecnos

 

En 2012 se publi­caba CT o la Cul­tura de la Tran­si­ción. Aquel libro colec­tivo pro­po­nía una impug­na­ción del para­digma cul­tu­ral hege­mó­nico en España durante 35 años, en coor­di­na­ción con movi­mien­tos polí­ti­cos que cues­tio­na­ban lo que desde enton­ces se ha dado en lla­mar el régi­men del 78. Un «intere­sante gesto crí­tico», intui­tivo para lo bueno y lo malo, con «pun­tos cie­gos» deri­va­dos de una sis­te­ma­ti­za­ción defi­ciente, de «cierta incon­sis­ten­cia cronológico-conceptual» y quizá de la rela­tiva juven­tud de los par­ti­ci­pan­tes de aquel libro, que igno­ra­ron nume­ro­sos fenó­me­nos de gran inte­rés que tuvie­ron lugar espe­cial­mente en los pri­me­ros años del post fran­quismo. Lo señala la pro­fe­sora Car­men Peña Ardid en la intro­duc­ción de una obra, esta His­to­ria cul­tu­ral de la Tran­si­ción, que viene a ser una ver­sión aca­dé­mica de aquel pro­yecto. Los silen­cios y reaco­mo­dos de artis­tas e inte­lec­tua­les res­pecto a un pasado incó­modo y la Tran­si­ción como tema en la novela espa­ñola con­tem­po­rá­nea, el tea­tro, el cine o la tele­vi­sión moti­van los catorce ensa­yos que con­for­man el libro. Pocos días des­pués de la muerte de Rafael Sán­chez Fer­lo­sio resulta opor­tuno des­ta­car uno de ellos, a cargo de Car­los Feme­nías Ferrà, cen­trado en el aná­li­sis de las apor­ta­cio­nes de Agus­tín Gar­cía Calvo y el pro­pio Fer­lo­sio al debate cívico desde las pági­nas de la prensa. Estre­na­das las liber­ta­des polí­ti­cas tocaba poner en mar­cha un «pro­yecto peda­gó­gico» de la socie­dad a tra­vés de la «facul­tad de la pala­bra», de la «razón lin­güís­tica» como medio de eman­ci­pa­ción del ciu­da­dano res­pecto a las for­mas anqui­lo­sa­das del fran­quismo y a las inten­cio­nes uni­for­mi­za­do­ras del poder por venir. Para Fer­lo­sio, corres­pon­día a la ciu­da­da­nía «reco­brar “un sen­ti­miento de pro­ta­go­nismo” y apli­car “la más cons­tante y escru­pu­losa aten­ción” a los asun­tos públi­cos; suya es, en estre­cha vecin­dad con el poder eje­cu­tivo, “la res­pon­sa­bi­li­dad mediata de la refle­xión moral sobre las nue­vas ins­ti­tu­cio­nes”». ¿Una uto­pía? Cua­renta años des­pués, ese sueño cívico de Fer­lo­sio sigue sin materializarse.

edition-83978-236x354

HISTORIA CULTURAL DE LA TRANSICIÓN
Varios auto­res
Libros de la Catarata