Leer en abril: ópera, una sublimación literaria

M Venecia 5255

En este tiempo en que lo digi­tal apa­rece como el gran vór­tice donde todo con­fluye y que toda aten­ción atrapa, hay un puñado de vie­jos inven­tos y estra­te­gias que demues­tran que lo vene­ra­ble no es sinó­nimo de obso­leto. Uno de ellos es la ópera. Aun­que las espec­ta­cu­la­res esce­no­gra­fías actua­les se bene­fi­cien de la última tec­no­lo­gía, los mim­bres bási­cos del espec­táculo ape­nas han variado. La ópera repre­senta una de las más aca­ba­das con­ver­gen­cias de las diver­sas artes, y en este arran­que del XXI goza de un extra­or­di­na­rio momento de cali­dad artís­tica y aco­gida popular.

En tanto que tea­tro, la ópera nece­sita escri­to­res. Y ahí entra la lite­ra­tura, mate­ria prima de la ópera desde su ori­gen: pri­mero la poe­sía como por­ta­voz de los mitos clá­si­cos y ver­nácu­los, luego el pro­pio tea­tro y final­mente, a par­tir del XIX, la novela.

El doble aniver­sa­rio del Tea­tro Real de Madrid –veinte años de su reaper­tura, dos­cien­tos de su fun­da­ción– y el estreno de Bomarzo, la ópera de Alberto Ginas­tera para la que Manuel Mujica Lai­nez hizo libreto a par­tir de su pro­pia novela, ofrece el pre­texto para abor­dar la evo­lu­ción de los tér­mi­nos de este feraz encuen­tro de letra y música.

Portada LEER 281

Por­tada del número de abril, 281, de LEER, con foto­gra­fía de Javier del Real de El holan­dés errante pre­sen­tado en el Tea­tro Real de Madrid en 2016.

Ópera y Lite­ra­tura: su rela­ción, o la con­fluen­cia de una en otra, pro­ta­go­ni­zan el número de abril de LEER. Tomás Marco refle­xiona sobre un vínculo que se remonta al ori­gen del género dra­má­tico musi­cal, mien­tras Blas Mata­moro, que se ha apro­xi­mado a Manu­cho y Ginas­tera en su reciente libro, Con ritmo de tango, des­en­traña su cola­bo­ra­ción artís­tica y el escán­dalo que la obra sus­citó en la pacata Argen­tina de la dic­ta­dura de Onga­nía. Sobre Bomarzo hecha libreto, la rela­ción de la lite­ra­tura con la ópera y los aniver­sa­rios del Real con­ver­sa­mos tam­bién con Joan Mata­bosch, direc­tor artís­tico del coli­seo madrileño.

Bomarzo ten­drá expo­si­ción en la Biblio­teca Nacio­nal en torno a la novela y su tras­fondo temá­tico, la Ita­lia del Cin­que­cento. Pero ahora en la Nacio­nal hay una extra­or­di­na­ria mues­tra dedi­cada al gran reno­va­dor de la lírica his­pana, Fran­cisco Asenjo Bar­bieri. Una figura impo­nente que resurge como merece gra­cias al tra­bajo de uno de sus gran­des cono­ce­do­res, el musi­có­logo Emi­lio Casa­res, que pone el con­tra­punto al des­plie­gue ope­rís­tico con un escla­re­ce­dor artículo sobre el crea­dor de la zar­zuela moderna.

Campoamor

Ramón de Cam­poa­mor, inter­pre­tado por David Pintor.

Es el argu­mento prin­ci­pal de un número de abril de LEER abun­dante en pro­pues­tas y suge­ren­cias. Víc­tor Már­quez Revi­riego se encuen­tra para su Autén­tica Entre­vista Falsa con Ramón de Cam­poa­mor en el cen­te­na­rio del naci­miento del poeta, polí­tico e his­to­ria­dor, un todo­te­rreno vili­pen­diado por Azo­rín que fue espejo de la Res­tau­ra­ción. Y en clave infan­til y juve­nil, Ada del Moral reco­pila la mejor lite­ra­tura en torno a los lobos, depre­da­dor impla­ca­ble y nobi­lí­simo ani­mal que en su ambi­va­len­cia ha fas­ci­nado desde siem­pre al ser humano.

En las pági­nas de reco­men­da­cio­nes ana­li­za­mos el último Gon­court, la Can­ción dulce de Leila Sli­mani que acaba de edi­tar en España Caba­ret Vol­taire; y entre otros muchos la Syl­via de Celso Cas­tro, el Pre­mio Málaga de María Tena, la corres­pon­den­cia Fortún-Laforet, los ver­sos com­ple­tos de Eli­za­beth Bis­hop y Ale­jan­dra Pizar­nik, los Dia­rios de Fran­cisco Can­del… Ade­más, el tra­duc­tor y aca­dé­mico Miguel Sáenz habla de Terri­to­rio, recrea­ción de su infan­cia y juven­tud en Ifni; entre­vi­sa­mos a Sil­via Herre­ros de Tejada, que en La mano izquierda de Peter Pan reivin­dica a Barrie como oráculo de una socie­dad en cri­sis; y Mar­ce­llo Fois explica la vigen­cia y vir­tu­des de la novela río a pro­pó­sito de Estirpe, pri­mera entrega de sutri­lo­gía sobre la saga sarda de los Chi­roni que publica en España Hoja de Lata.

Des­pués de años curio­seando en biblio­te­cas de escri­to­res, lo que ha dado fru­tos como su reciente libro Los reinos de papel, Jesús Mar­cha­malo recala en LEER y se estrena en nues­tras pági­nas visi­tando la de la escri­tora Pilar Adón. Estas biblio­te­cas que publi­ca­re­mos en ade­lante son reflejo del ciclo de encuen­tros que Mar­cha­malo cele­bra en el Cen­tro Tomás y Valiente para el Ayun­ta­miento de Fuen­la­brada, y que ten­drá sus pró­xi­mas citas los días 18 y 20 de abril con Marta Sanz y Javier Reverte, res­pec­ti­va­mente.

uno

La escri­tora Pilar Adón en su biblio­teca, por Jesús Marchamalo.

 

Todo esto y mucho más en un número de abril de LEER que tam­bién anti­cipa la pró­xima edi­ción de La Noche de los Libros. Por cuarto año con­se­cu­tivo par­ti­ci­pa­mos en el pro­grama pro­mo­vido por la Comu­ni­dad de Madrid, y lo hace­mos en clave sedi­ciosa y clan­des­tina. Nos hemos acor­dado de La Fiera Lite­ra­ria, el libelo que, entre los últi­mos 90 y pri­me­ros 2000 y desde la apa­rente insig­ni­fi­can­cia, des­em­polvó los usos de las vie­jas que­re­llas lite­ra­rias y con­si­guió alte­rar los áni­mos de buena parte de los escri­to­res espa­ño­les del esta­ble­ci­miento. En home­naje a aque­lla aven­tura refle­xio­na­re­mos sobre la crí­tica lite­ra­ria radi­cal y los ries­gos de ejer­cerla en nues­tro país. Os espe­ra­mos en nues­tra casa el pró­ximo 21 de abril.

0001Busca el número de abril de LEER en quios­cos de toda España y libre­rías selec­cio­na­das, o mejor aún, sus­crí­bete.

 

 

Hay 7 comentarios

Escribe una respuesta

resucitar

Adriana Hidalgo

Lucia Berlin

albert vuelve a casa

vervuert

navona

dracena

canalla

cazador de ratas

tan poca vida

el innombrable

club leteo